Historia y Arqueologia Marítima

 

HOME

 ARMADA ARGENTINA INDICE ARMADA

 GOLETA "SANTA CRUZ " 

 

Tipo: Goleta

Año de referencia: 1876

Otros nombres: No se le conocen

              Lugar de construcción: Se desconoce.

             Forma de adquisición: Comprada por Luis Piedra Buena, por encargo y orden del gobierno argentino.

            Datos del buque: Eslora 24,00 metros. Manga 5,00 metros. Puntal 3,00 metros. Calado medio 2,20 metros. Desplazamiento 150 toneladas.

             “Buque poco andador, de pesada construcción”

 HISTORIAL:

             1876 – En 1876 el Estado Argentino necesita imperiosamente un buque para navegar por el sur y asegurar así su soberanía marítima.

            Se llama a Luis Piedra Buena y se le encomienda que, mediante una pequeña subvención, arriende una embarcación particular para pasear el pabellón nacional por las costas patagónicas.

            Piedra Buena es ayudado en la tarea por su cuñado D. Richmond, y en lugar de arrendar un buque, con el dinero suministrado y en prueba de economía, adquiere esta goleta, que se encontraba por entonces en el Río de la Plata.

            La embarcación se hallaba en mal estado de mantenimiento, al punto que según el propio Piedra Buena “se le estaba cayendo la quilla…”, no obstante lo cual es rápidamente aparejada, provista de víveres y puesta en son de mar, zarpando a mediados de febrero de 1876 rumbo al Chubut, de donde regresa luego de dos meses de navegación, llegando a Buenos Aires al promediar mayo de ese año.

            Durante el resto del año realiza algunas navegaciones menores, siempre al comando de Luis Piedra Buena, tal como lo fuera en el viaje anterior, y sufre las reparaciones necesarias en el Lujan.

             1877 – En los primeros meses del año se continúan las reparaciones, y se efectúan pequeños cruceros por el Río de la Plata.

            En septiembre zarpa bajo el comando de Luis Piedra Buena, desde Los Pozos, con rumbo al sur.

            Lleva como tripulantes-pasajeros al subteniente de la armada nacional Carlos M. Moyano, al aspirante Benigno Alvarez y al que sería luego el capitán de fragata Cándido de Eyroa, primer biógrafo de Piedra Buena.

            Cerca de punta Ninfas salva a los náufragos de la barca “Ann Richmond”, de bandera inglesa, a los cuales desembarca en la costa del Chubut.

            En el golfo de San Jorge la toma un violento temporal, que hace ceder varias cuadernas, rifa velas, y al retrasar el viaje hace sentir la escasez de víveres.

            Los daños siguen sumándose por el temporal, que ya lleva varios días: se desmonta el compás, se inunda la cámara y se destroza su lumbrera y hay que achicar a mano por no funcionar la bomba.

            Por fin el 24 de octubre entra en una zona de calma, pudiendo reparar en alta mar sus averías.

            Arriba a Santa Cruz al finalizar octubre y permanece allí hasta el 17 de noviembre, dirigiéndose al Chubut.

            El subteniente Moyano y el aspirante Alvarez han desembarcado en Santa Cruz, quedando en la zona donde comienzan las célebres exploraciones del primero de los nombrados.

            En alta mar se cruza con el ballenero de matrícula norteamericana “Mary Chilton”, capitán Nory, a quien refresca víveres gratuitamente.

            El 26 de noviembre entra a Golfo Nuevo, donde recogen a los náufragos de la “Ann Richmond” que ellos mismos salvaran, poniendo proa a Buenos Aires, donde entra a fines del año 1877,Por el salvataje de la “Ann Richmond”, su majestad británica, la reina Victoria le obsequia de Piedra Buena un estuche de ébano, que encerraba un par de binoculares con incrustaciones de plata.

             1878 – Entra en reparaciones generales en el Lujan.

            Luis Piedra Buena deja el comando para atender, además de sus propios y abandonados intereses, el equipamiento de otras unidades de la armada nacional.

            El comando recae en el subteniente de marina Francisco de la Cruz, nombrándose además al piloto Juan B. Carbonetti como complemento de la plana mayor. Se mantiene en aguas del Plata.

             1879 – Asignada al transporte y sostén logístico de Santa Cruz. Su comando lo ejerce por un tiempo el capitán Constantino Jorge, con especial encargo de efectuar la vigilancia de la costa patagónica. Toma luego su comando Alejandro Vivanco (¿práctico?) y funciona a su bordo la gobernación del territorio de Santa Cruz.

             1880 – Encontrándose de regreso de un largo viaje al sur, fondeado en Los Pozos, frente a Buenos Aires, se hunde durante un temporal, no pudiendo rescatarse más que algunos efectos sin importancia.

            El casco, o mejor dicho sus restos, que constituyen un peligro para la navegación, son volados en el mes de diciembre, con parte de la pólvora que fuera del ex “Fulminante”.

             Datos iconográficos: Dibujo de autor anónimo pero contemporáneo del buque, en el libro “Carlos M. Moyano, marino, explorador y gobernante”, de Juan Hilarión Lenzi, Buenos Aires, 1962 (publicación del DEHN, serie C, Nº 7).

             Fuentes documentales: AGM; DEHN; Memorias de Guerra y Marina, 1876/1880.

             Información complementaria: Es el tercer buque de la Armada que lleva este nombre, en el presente caso en homenaje del Territorio Nacional (hoy provincia) de la Patagonia.