Historia y Arqueología Marítima
HOME FORMOSA (3) VOLVER

Imagen:

 

Carguero multipropósito.          Tipo Santa Fe 77

Astillero: Empresa Nacional Bazán.

Lugar de construcción: Factoría de San Fernando, Cádiz, España.                              

Casco nº: 199               Sociedad clasificadora: BV                              IMO: 7407623

Matrícula: 2.602 F         Señal distintiva: L. R. Q. F.

Tripulantes: 36              Pasajeros: 0             

TRG: 12.762                 DWT: 20.717                DV: 5.655

Eslora: 159,00              Manga: 22,84               Puntal: 13,50                Calado: 9,76 metros. 

Bodegas: 5                  E. P: 5                         TEUs: 314

Equipos de cubierta (Cantidad x toneladas): Plumas: 1 x 2,5; 2 x 5. Grúas: 4 x 12,5.

Capacidad granel: 27.775 m³.    Capacidad general: 25.323 m³.  Capacidad frigorífica: 0 m³.

Tanques: 3                               Capacidad de tanques: 1.174 m³.

Capacidad combustible: 1.660 F. O.                 Consumo diario: 25

Un motor diésel  Sulzer 6 RND 68; 2T SA; 6 cilindros (680 x 1.250); 150 RPM; La Maquinista Naval y Terrestre. Barcelona.

Calderas: 1 combinada; 6,5 bar.

9.900 CVe.                   Hélices: 1                     Velocidad: 15 nudos.

Velocidad: 15 nudos.

1977. 9 de Noviembre. Botado para E. L. M. A. Empresa Líneas Marítimas Argentina S. A., Buenos Aires. Bautizado FORMOSA (3). (Argentina)

1978. 30 Agosto. Incorporado.

1995. Vendido. Rebautizado MAGNUS CHALLENGER.

2001. Vendido. Rebautizado CHALLENGER.

2004. 6 de Enero. Desguazado en Alang, India.

NOTAS:

Hace un tiempo alguien me hizo llegar una nota originada en Berlín sobre la historia del Formosa en Malvinas, mencionando que era un reportaje al Capitán Gregorio. Este articulo estaba tan plagado de errores e invenciones que llamaron la atención de un buen colaborador de esta página, el Capitán Carrión, quien me envío la nota aparecida en el Boletín Nº 131 del Centro de Capitanes de Ultramar y oficiales de la marina Mercante, de Junio del 2005, que aquí transcribimos. Quedamos agradecidos al Capitán Carrión y al autor de la nota (que no figura en la misma).

Varios buques de la ex ELMA participaron en la guerra contra el Reino Unido de 1982. De uno de ellos, bombardeado a la salida de las islas, contamos aquí su historia en la voz del Capitán Juan C. Gregorio.

"El 10 de Abril me comunican que el buque fue designado para ir a Malvinas. En el Edificio Libertad, solicito y obtengo un suboficial de comunicaciones para interpretacion de claves.

Se cargan unas 3.200 toneladas de carga en Dársena C Tambores de JP1 (combustible de aviación) en bodega 1. Contenedores con alimentos y municiones en bodega 2. Cajas de municiones en bodega 3. Vehículos livianos, jeeps, Unimogs y cocinas en bodega 4. Pistas de aviación desarmables, durmientes y vehículos en bodega 5. Camiones cisterna, vehículos y contenedores en cubierta.

Zarpamos el martes 13 con destino a Puerto Deseado. Recibo cifrado en navegación cambiando el destino a Punta Quilla".

Durante el transcurso del viaje, personal de la Gerencia de Operaciones encabezado por el Jefe de Operaciones Portuarias Cap. Carrión y el Encargado General Sr. Taquino, se había trasladado a Punta Quilla a efectos de proceder a operaciones de carga y descarga de acuerdo a las necesidades del conflicto. El personal terrestre de la Empresa efectuó además tareas en puertos del litoral atlántico y fluvial.

Continúa el Cap. Gregorio: "Amarramos el 17 de Abril a las 23.30 en Punta Quilla. Zarpamos para Malvinas el domingo 18 a las 2130 horas.

Me dijeron que tendría apoyo aéreo en el viaje pero no se cumplió. El 20 de Abril fondeamos en Bahía Groussac a las 16:40 horas. A las 20.00 se acodera el "Isla de los Estados" y se comienza a alijar, lo que veo muy poco profesional. En la mañana del 21 me da entrada en Malvinas la lancha patrullera GC82 (que luego sería hundida por los ingleses).

Con el jefe de Cubierta Calafell (Capitán Ricardo Calafell) vemos que la descarga sera muy lenta por lo que nos comunicamos con el General Daher para sacar el buque "Isla de los Estados" del muelle pero la Marina no quería eso.

El 27 de Abril puedo por fin amarrar al muelle al que reforzamos con las pistas de aviación desarmables para poder bajar los containers y la máquina P & H de 20 toneladas (grúa). El "Formosa" era un carguero multipropósito construido en Astilleros San Fernando de Cádiz (España) en 1978, con equipo propio para descargar material pesado. De otro modo no se hubiese podido llevar a cabo la operación dado lo precario de las instalaciones en Malvinas.

"El 1 de Mayo a las 0300 se termina la descarga y fuimos a fondear para lastrar la bodega 3 (Para navegación en lastre poseía un sistema de inundación en la bodega 3). A las 0400 se escucha por VHF alerta amarilla por aviones enemigos, a las 0420 alerta roja y  a las 0440 se largo el primer ataque a puerto y aeródromo.

Le dan orden al "Río Carcarañá" de salir a esconderse en el estrecho de San Carlos. Salio a las 1100 y a las 1140 salimos nosotros".

"Anécdota: cuando salimos el Almirante Otero me dijo en ingles: "Good Luck" lo que me da la pauta que me dejan librado a mi suerte."

A las 1740 a través de Isla Pelada salen tres aviones y nos arrojan 4 bombas: dos reventaron en el agua, una tercera pegó en la torre de la grúa 2b y cayo al mar explotando. La cuarta entro por la boca escotilla de bodega 4 y no explotó, porque se le salio la espoleta. Luego paso de popa un avión y ametralló sin lastimar a nadie, sólo agujeros en las chapas".

Con el tiempo se supo del error de la aviación argentina y el Capitán Gregorio pudo encontrarse con el Jefe de la escuadrilla Capitán Marcos Carballo, que con gran profesionalismo ha retratado el suceso en su libro "Dios y los Halcones".

"A las 0400 del 2 de Mayo salimos de la zona de bloqueo y vamos a Bahía San Sebastián para que revisen la bomba sin explotar. A las 0220 del Lunes 3 de Mayo fondeamos y viene un técnico a reconocer la bomba. Me dice que la puedo llevar así trincada a Buenos Aires porque no tiene espoleta. El día 3 de Mayo recibimos un telegrama de felicitación del Comandante en jefe de la Armada."

Quien lea las líneas del Cap. Gregorio entenderá el sentido de lo que ha sido para los marinos mercantes el respeto a la profesión. Sin palabras altisonantes, sin especulaciones personales, la gente de ELMA, Empresa del estado, involucrados en las acciones, no solamente en las islas, sino en el mar abierto como observadores, cumplieron su deber y su amor a la patria. Algunos no tuvieron la suerte de volver. Estarán en el recuerdo. estas líneas son parte de ello.

Nota de La Nación  Mayo del 2012

A 30 años de la guerra / Proeza de la marina mercante

El recuerdo de los civiles que burlaron el bloqueo inglés

Los tripulantes del Formosa se reúnen todos los años desde 1982

La historia del Formosa es tal vez una de las más electrizantes de las vividas durante la Guerra de Malvinas. Es que no sólo se trata del único barco que logró romper por dos veces, de ida a las islas y de regreso al continente, el bloqueo establecido por la flota británica sobre el archipiélago. También cobró más relevancia porque quienes realizaron esta proeza fueron 41 civiles de la marina mercante argentina que en 1982 trabajan en la Empresa Líneas Marítimas Argentinas (ELMA).

Si a todo eso se le suma el hecho de que el barco debió sortear la persecución de un submarino inglés y que sobrevivió al ataque de tres aviones de la Fuerza Aérea Argentina que, al sur del estrecho de San Carlos, confundieron al Formosa con un petrolero británico y que en la embarcación cayó una bomba que no estalló por milagro, la historia tiene todos los ingredientes para hablar de hazaña.

"La bomba no reventó porque la espoleta estaba mal armada. Así que ese día alguien de arriba nos ayudó", recuerda Juan Gregorio, el capitán que guió al Formosa en aquella histórica travesía.

"Ese día" fue el 1° de mayo de 1982, apenas horas después de que el barco zarpara de Puerto Argentino con destino a la Isla de los Estados. Fue el mismo día en que las fuerzas británicas lanzaron su primer ataque a las islas. Para ese momento, el capitán Gregorio y su tripulación ya habían cumplido la tarea que, en el más absoluto de los secretos, les había asignado en el Edificio Libertad el jefe del Estado Mayor de la Marina, capitán de fragata Carlos Enrique Vento.

El Formosa zarpó del puerto de Buenos Aires el 13 de abril con 3500 toneladas de alimentos y pertrechos militares (combustible para aviones, camiones, tanquetas, cocinas de campaña) que, a la postre, se convirtieron en casi los únicos suministros que recibieron las tropas argentinas que habían desembarcado el 2 de abril.

Gregorio recuerda la llegada al archipiélago, el 20 de abril, con emoción, pero también con un cierto dejo de amargura. "Las islas eran una gran desorganización. Puerto Argentino no tenía un muelle para soportar la descarga de las 3500 toneladas que llevábamos y se tardó 15 días en descargar un barco que se había cargado en 6 días", recuerda. A su arribo, Gregorio fue recibido por el gobernador de las islas, Mario Benjamín Menéndez..

PISTA DE ATERRIZAJE:

La descarga finalmente se pudo realizar gracias a la idea de utilizar una pista de aterrizaje desmontable, que el propio Formosa había llevado a la isla, para reforzar el muelle.

El regreso al continente se produjo el 1° de mayo, con el archipiélago bajo fuego enemigo. "Yo salgo a las 10, cuando el almirante Otero me dice: «Ahora puede escapar», y agrega: «Good luck». Cuando me dijo eso, pensé: «Bueno, estás por las tuyas, Gregorio»", dice el capitán, y sonríe. Pero al Formosa todavía le esperaban nuevas pruebas en la desembocadura del estrecho de San Carlos cuando "aparecieron tres aviones y nos tiraron cuatro bombas; dos cayeron a los costados, en el agua, y el buque pegó un salto; una tercera pegó en un palo macho, dejó el paracaídas allí y cayó al agua y explotó", cuenta Gregorio.

Sin embargo, "una cuarta bomba entró en la bodega tres, frente al puente". "Si reventaba esa bomba, el buque se partía por la mitad", asegura el capitán del Formosa. Por último, una de las aeronaves realizó una nueva pasada y disparó una ráfaga de ametralladora.

Gregorio se enteró después de que aquel día fue víctima de lo que se denomina "fuego amigo". "El que tiró esas bombas era el capitán Carballo, de la Fuerza Aérea, con su escuadrilla Trueno", asegura.

La bomba fue trincada con cuñas de madera y bolsas de aserrín en la bodega, y grande fue la sorpresa cuando, ya en Buenos Aires, el personal de Prefectura que concurrió a retirarla descubrió, al girarla, la inscripción "Fuerza Aérea Argentina".

"Para mí había sido atacado por Harriers", jura Gregorio, que, una vez finalizado el ataque, y para calmar a su tripulación, que se había refugiado en el sollado de la nave, le pidió al mozo del Formosa una taza de té con limón. Aquellos hombres se reúnen cada año, en los primeros días de mayo, para recordar la travesía. "Nunca viví nada igual", sentencia Gregorio, condecorado junto a la tripulación del Formosa por su "patriotismo e idoneidad".

NOTA:

A veces, en toda nota editada, el periodista pone en boca del entrevistado lo que él mismo interpretó o lo que le parece que tiene mas impacto, pero los lectores se merecen saber  mas sobre quien trincó la bomba y su valiente accionar.

Fue el entonces Capitán de Corbeta Juan Carlos Iannuzo hoy Capitán de Navío VGM (RE) quien con la ayuda de dos Cabos de la Armada pudieron trincar la bomba en la bodega mientras el Capitán Gregorio calmaba a sus hombres en el sollado tomando un té con limón.. Me llama la atención que no se mencione al Capitán Ianuzzo ni a los dos cabos (buzos tácticos) embarcados en el Formosa en esas difíciles circunstancias.

Bueno sería que se sepa más sobre lo ocurrido, en honor a la verdad y justo reconocimiento al Capitán Ianuzzo y sus hombres por su valerosa actitud, mas allá de lo que se publica en La Nación. Sobre lo de fuego amigo, el Jefe de la escuadrilla Capitán Marcos Carballo con gran profesionalismo ha retratado el suceso en su libro "Dios y los Halcones".

 

Carlos J. Mey / Guillermo Berger / Miguel A. Galdeano

Este sitio es publicado por la Fundación HISTARMAR - Argentina

Dirección de e-mail: info@histarmar.com.ar