UN BARCO PERDIDO LLAMA DESDE LAS PROFUNDIDADES

Randy Boswell - "The Ottawa Citizen" Sábado 19 de Octubre, 2002

Un científico de Ottawa cree que ha encontrado una de las gemas de la arqueología submarina: un buque de la Expedición de Franklin (ver Hoja informativa Nº 23 "Invierno mortal" )

En este punto, son sólo "dibujos anómalos" en una pantalla de computadora en la oficina de brad Nelson, un científico federal estacionado en un laboratorio de investigación de defensa cerca del aeropuerto de Ottawa, Canadá.

Pero cuando se deshiele el Océano Artico el próximo Agosto cerca de la Isla King William en Nun-avut, una expedicion conjunta de aventureros Irlandeses y Candienses partirán hacia un blanco llamado "Sistema 4, prioridad 1" en la esperanza que los dibujos representen la culminación de una búsqueda de 150 años y el descubrimiento del Santo Grial de la arqueología marina: uno de los buques perdidos de la famosa Expedición Franklin.

  Sir John Franklin

Docenas de grupos de búsqueda en tres siglos diferentes han tratado y fallado - a veces trágicamente - para encontrar los buques HMS Erebus y HMS Terror, que llevaron al legendario explorador del siglo 19 Sir John Franklin y su tripulación de 129 hombres a su muerte durante un viaje en 1840 para descubrir el Pasaje Noroeste.La desaparición de Franklin causó sensación alrededor del mundo, y barcos de rescate fueron enviados desde Inglaterra en las deécadas de 1840 y 1850. El Erebus y el Terror nunca fueron encontrados, pero la trágiva suerte de la expedición fué eventualmente confirmada con el descubrimiento de los restos congelados de varios marinos y una sola página del libro de bitácora colocado en una caja en un sitio llamado Victory Point.

La hja mencionaba la muerte de Franklin a bordo del Erebus en 1847 y el abandono de los dos buques, que habían quedado varados en el hielo cerca de la isla King William un año después.Las expediciones de rescate del siglo XIX dieron paso a expediciones arqueológicas en el siglo XX, ninguna de las cuales dieron el resultado esperado: los buques perdidos. Pero mejoras en la tecnología y la aplicación de mangetómetros están ahora ayudando al grupo Irlandes/Canadiense a conducir escaneos sin precedente del fondo marino del Artico par buscar señales de metales consistentes con las 14 toneladas de los motores de hierro y las calderas, más masas de recubrimiento de acero que cubrían los cascos de estos buques a vela de madera.

Y fueron tres semanas de arduo trabajo en Mayo - durante las cuales una moto de nieve fué llevada a través de la superficie congelada del océano tirando de un magnetómetro sobre un trineo - que finalmente dieron la interesante concentración de dibujos en la computadora de Nelson. Estuvo todo el verano analizando e interpretando los datos del magnetómetro. Varios sitios son interesantes de ver, dice, pero "hay uno realmente bueno" que será la primera parada dirante la fase de aguas abiertas de la Expediciñon en Agoso del 2003. "Estoy esperanzado de que sea exitosa" dijo Nelson, un físico que desarrolla sistemas de detección submarinos para el brazo de investigación del Departamento Nacional de Defensa de Canadá. "Tiene todos los ángulos correctos desde cualquier lado que se mire, está a la profundidad correcta, tiene las cualidades magnéticas adecuadas".

El Sr. Nelson ha estado recogiendo datos de magnetómetro del Artico por más de una década. Este trabajo es parte de un proyecto entre el Consejo Nacional de Investigación y Defence Research and Development Canada para crear  un mapa base de magnetismo submarino para ayudar a las fuerzas armadas de Canadá a detectar la presencia de submarinos que crucen las aguas norteñas.

David Woodman, de 46 años, autor, aventurero y experto ne Franklin y quien ha estado muchos de sus años de adulto buscando los barcos perdidos, se juntó con Nelson en 1992 para comenzar a analizar los datos coleccionados por el magnetometro aéreo del gobierno para buscar señales del Erebus y Terror. Desde entonces han utilizado magnetómetros tirados por motos de nieve en sus misiones en el Norte, que permiten una mejor investigación del fondo. Este año, asociados a dos aventureros irlandeses - John Murray y Kevin Cronin - el grupo continuó la búsqueda en una zona del océano de 700 Kms cuadrados entre la costa suroeste de King William island y la punta noroeste de la Península de Adelaida. El area de búsqueda está a unos 160 Kms. de la comunidad Inuit de Gjoa Haven.

Un dato importante del sitio de los buques es una historia oral entre los Inuit de la región, que dice que se vió un buque varado en el hielo una vez, justo fuera de la costa de esta isla, cerca de una isla que los aborigenes llamaron Umiartalik "isla del bote grande".De acuerdo a testigos, el buque se hundió en aguas de poca profundidad y el tope del mástil se podía ver hasta que el buque se recostó sobre su lado. Se cree que sería el HMS Terror.

Woodman comentó que "es el único sitio desigando como sitio histórico en Canada del cual nadie sabe donde está".Murray comentó que "estamos muy entusiasmados por esto. La televisión está llena de documentales sobre la búsqueda de naufragios, usualmente con las conexiones más tenues a alguna historia relacionada a algunos maderos saliendo de la superficie", añade. "En este caso, hay una historia increíble, la posibilidad de un pecio intacto y la posibilidad de que haya información a bordo, todo tipo de potenciales interesantes.  Pero encontrarlo en cualquier tipo de condición será increíble, ya que hubo tanta publicidad respecto a esta expedición".


Nota: Los buques Erebus y Terror tienen también su historia previa, ya que fueron traídos por James Ross a la Antártida, donde cumplieron una larga y peligrosa campaña en 1839/1843. Luego de esta campaña, los buques fueron reparados y enviados a su suerte definitiva en Canadá. En el dibujo se ven a los dos buques en "Victoria Land" y "Kerguelen" .Para más información ver http://www.south-pole.com/p0000081.htm , sobre James Ross .

                         

Para el link al informe del 2001 sobre la expedicion, ver: http://www.ric.edu/rpotter/woodman/2001/woodman_2001a.html ; para mucha más información sobre Franklin, incluyendo los diarios de la época, ver: http://www.ric.edu/rpotter/publiceye.html 

Volver a Indice Hoja Informativa