Historia y Arqueologia Marítima

HOME

Indice General del Articulo

LOS DERECHOS DE LA REPUBLICA DE BOLIVIA PARA SU SALIDA AL MAR

Por Ricardo A.R. Hermelo

9 - La Actividad Maritima de Bolivia

LA ACTIVIDAD MARÍTIMA DE BOLIVIA

Sobre la costa, contaba con cuatro puertos en los que se desarrollaba acti­vidad y movimiento marítimo; ellos eran Antofagasta, Mejillones, Cobija y Tocopilla.

El puerto de Antofagasta fue fundado por el Gobierno Boliviano. Original­mente su nombre fue puerto La Chimba y experimentó un creciente desarrollo, por la intensificación de la explotación del  guano y el salitre. El 22 de octubre de 1868 procediendo de acuerdo a lo dispuesto por el entonces presidente Melgarejo, las auto­ridades bolivianas encabezadas por el Prefecto del Litoral José Rosendo Taborda, fun­daron y organizaron la población a la que posteriormente se denominó Antofagasta.

Lo notable de la ceremonia de fundación, fue que el Prefecto hizo pintar un ancla en el cerro que se destacaba primero, con la finalidad de celebrar el acto y además facilitar la entrada de los buques que arribaban al puerto. Hoy día este emblema se ha transformado para el pueblo boliviano, en el signo de soberanía en cuanto a su intento de recuperación de la salida al mar. El acta de fundación dice así: "Acta del 22 de octubre de 1868 ‑ En el de­sembarcadero la Chimba, siendo las dos de la tarde notificadas las autoridades que se nombran, estuvieron presentes el Prefecto del Departamento del Litoral Sr. José R. Taborda,  el Sr. Calixto Vizcarra, Tesorero Público,  Sr. Abdón Senen Ondarza, Fis­cal y el Sr. Agustín Vidaurre, Notario de Hacienda".

“......Como un distintivo de la nueva ciudad se marcará un ancla que debe estar asentada en el punto más adecuado y visible del cerro adyacente de la pobla­ción, que señale en el mar y en el puerto de desembarque a los buques, el centro de radicación de las autoridades del Supremo Gobierno para cumplir las leyes que la rigen. La nueva ciudad de la Chimba quedará dividida en cuarteles.. ......" "firmas"

En cuanto al Puerto de Cobija o también denominado puerto La Mar, se debe consignar que en la actualidad no figura en la cartografía chilena. Casi todas las denominaciones geográficas de la costa boliviana, eran conocidas durante la época de la Colonia. Algunas como Cobija y Tocopilla, del mismo modo que Iquique y Pisagua en la costa peruana de la provincia de Tarapacá, existían antes de la llegada de los españoles, dado que respondían a denominaciones indígenas del incario.

En la costa boliviana las dos poblaciones más importantes antes del perio­do colonial y que se mantuvieron durante el mismo, fueron Cobija y Paposo. Sus po­bladores, los "changos" se dedicaban a la pesca principalmente del congrio. En los escritos coloniales, también se menciona a la población o puerto Loa, en la desem­bocadura de dicho rió.

              En 1587, los españoles fundaron la caleta dándole el nombre de Santa Maria Magdalena de Cobija, nombre que se ha conservado, aunque posteriormente el Libertador Simón Bolívar, lo cambió por el de Puerto La Mar.

El Puerto de Cobija era visitado desde fines del siglo XVII, por comerciantes europeos que vendían sus mercancías en Potosí, al mismo tiempo que extraían para Euro­pa, los minerales procedentes del mismo lugar.

Por Decreto Supremo del 12 de septiembre de 1836, refrendado por el Maris­cal Santa Cruz, la Confederación Peruano‑Boliviana, concedió a la compañía de Vapores del Pacifico, la explotación de los puertos bolivianos de Cobija y Tocopilla.

En 1841, el comercio de exportación se efectuaba con veleros contratados especialmente para operar en el puerto de Cobija, que a su vez contaba con las respecti­vas autoridades para atender el puerto, la aduana y a la población que alcanzaba a los mil habitantes; esta cifra comprendia arrieros, mineros, pescadores y trabajadores ma­nuales como así también comerciantes y agentes compradores de las casas de Bolivia.

En 1860, Cobija figuraba entre los puertos principales de la escala de vapo­res y su población ya alcanzaba los tres mil habitantes. En la actualidad, bajo las autoridades chilenas, este puerto prácticamente no existe, salvo como lugar geográfico o caleta natural e inclusive como ya se adelantara, no figura en la cartografía.

LA MARINA  DE BOLIVIA

En otro orden de cosas, es procedente la mención de la  breve historia de la marina de guerra y mercante boliviana en el Pacifico hasta 1879; al respecto el Estado Boliviano ha poseído en propiedad los siguientes barcos:

EL GENERAL SUCRE

Guardacostas Gral. Sucre que desde 1844 se encontró en servicio para salva­guardar la soberanía costera desde el río Pañoso hasta el río Loa.

EL MARIA LUISA

Clase bergantín de dos palos mayores y velas cuadras. En 1872 fue rematado, en pública subasta en el Puerto. de COBIJA pero siguió enarbolando bandera boliviana, hasta su naufragio en la entrada del Puerto. Chileno de Constitución en septiembre de 1875.

EL MORRO

Clase "cañonera" adquirido por el gobierno de Bolivia en 1875; más tarde fue puesto en servicio a las órdenes del ing., francés André Bresson para efectuar estudios y exploraciones en el litoral boliviano.

EL SORATA

Este barco fue adquirido inicialmente para el cabotaje en el lago Titicaca, pero posteriormente fue botado en el litoral boliviano al servicio del Estado Mayor Boliviano, como vigía en el reconocimiento de los corsarios chilenos incursionando en la costa peruano‑boliviana, durante el conflicto de la Guerra del Pacífico.

Barcos Mercantes: (de propiedad privada)

LA JUANA ‑ LA LASTEMIA ‑ LA LLAMA

Buques pertenecientes a la Casa Comercial de los hermanos Ramón y Anan Lemaitre, propietarios del establecimiento "Huanillos" en el año 1850. Estaban registrados en el Puerto boliviano de COBIJA.

EL CHAMCHAMOCHA

Barco que se dedicaba al transporte de minerales y que era propiedad del comerciante y minero de COBIJA, Don. Faustino JAMES,

EL POTOSI

Barco clíper de cuatro palos, propiedad de la firma Artola Hermanos de gran prestigio, que actuaba en COBIJA y ANTOFAGASTA en la compra de minerales, explo­taci6n de minas, importación de mercancías y agencias de aduana, en los mencionados puertos. Este barco con bandera boliviana efectuaba tráfico marítimo, entre América y Europa. Luego de la guerra de 1879, la firma Artola lo transfirió a una compañía inglesa que le cambió su nombre por el de Maria Luisa.

EL BOLIVIAR

Barco mercante propiedad del banquero y constructor francés Jean Lucien Arman, quien en 1867 propuso contratar un préstamo de diez millones de francos con destino a la compra de barcos para el Estado Boliviano. El préstamo fue aceptado pero se lo empleó en la construcción de varias obras públicas en el Puerto de Mejillones, tales como la casa para la Subprefectura, la Capitanía, el Resguardo del Puerto, la Aduana, Cuartel de Policía, Templo, Escuela, Despacho Judicial, el Malecón y el muelle para el desembarco.

EL LOPEZ GAMA

Barco de propiedad del  industrial brasileño Pedro López Gama, que en 1873 celebró un contrato con el Gobierno Boliviano para explotar minas de plata en Caracoles.

EL 4 DE JULIO Y EL BOLIVIA

Estos buques bolivianos dieron origen a una de las actuales y más importan­tes compañías de transportes marítimos:”The Pacific Steam Navigatíon Company”. Su fundador fue Don. Guillermo Wee1wright, quien inició su fortuna gracias a los negocios que él hiciera en el puerto boliviano de COBIJA,

El gobierno boliviano le otorgó licencia y privilegio por diez años para navegar el litoral, con los primeros barcos a vapor, pues fue el primero que trajo este tipo de propulsión al océano Pacifico Sur. El "4 de Julio" era una goleta y el "Boli­via" un barco de carga y pasajeros, construido en el astillero James Wingate y Co. de Liverpool.

LA ELCIRA Y LA ELISA

Ambas goletas de propiedad de la firma Doll y Cia, casa exportadora de mine­rales e importadora de mercaderías en general. Estos  buques si bien eran de pequeño porte, efectuaban periódicos viajes entre Tocopilla, Cobija, Mejillones y Antofagasta y tam­bién hasta el Puerto. Chileno de Valparaíso.

EL BOLIVAR

Otro buque del mismo nombre al mencionado anteriormente. De 180 toneladas de porte, fue construido en la playa de Antofagasta en 1873 por orden de la empresa de Salitres y Ferrocarril de Antofagasta. Se trataba de un buque a vapor casco de hierro y doble hélice y fue construido por Diego Adamson y Josias Hardin de nacionalidad in­glesa.

Como resumen, se totalizan en esta época anterior al desenlace de la guerra del Pacifico, cuatro barcos del estado y doce buques mercantes que enarbolaban bandera boliviana.

En cuanto al registro en las estadísticas de movimiento marítimo de la Repú­blica de Chile, se encuentra que entre los años 1875 y 1879 están asentados movimien­tos de buques de bandera boliviana en sus puertos del Pacífico. Como ejemplo se verifi­ca en las "Estadísticas de la República de Chile" que en el año 1876 se produjeron en el Puerto. de Valparaíso 77 entradas de buques de vela o vapor con bandera boliviana, con un total de 39.217 toneladas de carga, procedente de los puertos bolivianos de Antofagasta, Mejillones, Cobija y Tocopilla. Estos datos permiten tener un índice del tránsito marítimo de buques de bandera boliviana, que tenla lugar en esa época.

Procedentes del viejo mundo recalaban en Cobija, goletas, veleros y berganti­nes trayendo mercaderías de ultramar y llevando minerales a Europa. El primer buque a vapor que llegó a Cobija, fue el “Perú” de la Cia. Inglesa de Navegación en el Pacifico. Su arribo se verificó el 20 de octubre de 1840, en tránsito a Valparaíso. Con este hecho se produjo un gran acontecimiento pues ello significó una disminu­ción, en los tiempos de los viajes marítimos y con ello un aumento considerable en el intercambio comercial.

En otro orden de cosas, la Marina boliviana tenía reglamentado el uso de un uniforme. Con fecha 23 de abril de 1869, el Gobierno dictó una Resolución Suprema que reglamentaba el uniforme de la Marina Boliviana. En este aspecto se es­pecificaban las siguientes directivas:

Para los Capitanes de Puerto: Levita azul con botonadura amarilla y ancla, chaleco blanco, pantalón azul con franja de media pulgada y gorra azul con el escudo nacio­nal y con el ancla bordada. Además el uso de la espada,

Para los Capitanes de barco y Jefes de aparatos marítimos: igual indumentaria que para los capitanes de puerto.

Para los marineros: Pantalón azul, blusa blanca y sombrero alón de piqué blanco, con el nombre de la unidad de servicio en la toquilla[.

 

Este sitio es publicado por Carlos Mey -  - Martínez - Argentina

Direccion de e-mail: histarmar@fibertel.com.ar